contrato-de-arrendamiento-temporal

Alquiler temporal en Valencia capital – Apartamentos, estudios privados y habitaciones

 

Algunos trámites importantes pueden hacerte sentir un poco de inseguridad y desconfianza si es la primera vez que los llevas a cabo. Como puede ser el caso de firmar un alquiler de temporada por meses. Si estás leyendo esto es porque has empezado a investigar por tu cuenta y quieres entender bien qué esperar de este tipo de arrendamiento de vivienda. Necesitas tener toda la información posible para validar que estás dando los pasos correctos. Y para que puedas tomar mejores decisiones y aprendas un poco más sobre ello, hemos querido reunir los términos más utilizados en un contrato de alquiler de temporada. Revisa todos los conceptos cuidadosamente, es importante.

1. Para empezar, ¿qué información previa deberías conocer? 

En el momento previo a la firma del contrato es importante tener en tu poder un documento que demuestre el pago realizado en concepto de reserva del alojamiento temporal. El justificante bancario cuenta, pero lo ideal es recibir un documento sellado por la agencia de alquiler temporal (o propietario/a del inmueble) confirmando la reserva y las condiciones de la misma. Asimismo, ya deberías saber la cantidad correspondiente al depósito, y la cuantía a abonar por los gastos de suministros. Lo habitual es solicitar una mensualidad como depósito y en lo referente a los consumos energéticos, esto varía según la parte arrendadora

✅✅ Recuerda que la duración de la estancia en los alojamientos de tipo temporal debe darse mínimo 1 mes y máximo 12 meses. Esto es por norma general pero la parte arrendadora puede establecer un periodo mínimo distinto. En nuestro caso, la estancia mínima en los apartamentos y estudios es de 3 meses. En alojamientos enfocados a estudiantes, la duración de la estancia debe ser de mínimo 10 meses.

2. Ahí van los términos más utilizados en un contrato de alquiler de temporada:

Pasemos ahora a conocer los conceptos que seguro encontrarás en tu contrato de alquiler de temporada. De esta forma no tendrás que agobiarte cuando tengas el documento ante ti. 

  • Parte arrendadora / Parte arrendataria

Aunque parezca muy obvio, la realidad es que ambas figuras se confunden a menudo. Aquí te lo especificamos para evitar confusiones al momento de firmar: la parte arrendadora es la propietaria del inmueble y la parte arrendataria es la persona que lo alquila. Acuérdate para la próxima…

  • Fiador / avalista

En determinados casos, debe aparecer en el contrato una tercera persona que respalde a la parte arrendataria. En los alquileres por meses quizá no sea tan común a excepción de los alquileres temporales de larga estancia, donde puede ser requerida la figura de fiador o avalista. ¿Sabes la diferencia entre los dos? Por un lado, la persona que fía se compromete a pagar en el caso de que la parte arrendataria no pueda. Pero no tiene la obligación, de darse una situación de impago, como sí es el caso de la persona que avala. 

  • Depósito 

Se estipula una cantidad que suele ser diferente dependiendo del tipo de alojamiento y de lo que determine la parte arrendadora. Esta cuantía se utiliza para cubrir posibles desperfectos y daños producidos por la persona que alquila durante el tiempo que se aloje en el inmueble. Como explicamos en la introducción, lo más habitual es entregar una mensualidad para este fin

✅✅ En nuestro caso, el depósito corresponde a la cantidad entregada para la reserva del alquiler temporal (un mes). Junto a la reserva hacemos llegar el documento que justifica la cantidad entregada, sellando el documento con la firma de la agencia. Además, realizamos todo el proceso a través de correo electrónico para dar un servicio personalizado a cada cliente y de esta forma evitar que la documentación pueda extraviarse.

  • Prórroga

Dependiendo de tu situación, es posible que necesites alargar tu periodo laboral, formativo o por cualquier otro motivo justificado en la ciudad, por ello debes informarte de si existe la posibilidad de alargar tu contrato y las condiciones para hacerlo. Éstas suelen darse bajo las condiciones iniciales que se firman con el primer contrato, sin embargo te recomendamos revisar esta cláusula con detenimiento para evitar malentendidos cuando desees renovar tu contrato.

  • Consentimiento expreso

Firme y clara decisión sobre un aspecto concreto, como puede ser la voluntad de renovar el contrato o, por contra, de dar por terminado el acuerdo de arrendamiento temporal. Sobre esto último ampliamos detalles a continuación. Nuestro equipo siempre aconseja hacer constar todo por escrito a través de correo electrónico.

  • Resolución

Extinción del contrato a voluntad de una de las partes. Al momento de reparar en esta cláusula es muy importante leer las causas y penalizaciones debido a una resolución anticipada del acuerdo entre la parte arrendadora y la parte arrendataria. 

  • Empadronamiento

Al momento de comenzar a vivir en la ciudad puedes necesitar empadronarte en el Ayuntamiento, ya sea por motivos médicos o de otro tipo, pero debes saber que en el alquiler temporal de corta estancia no está permitido. Como excepción, se permite tomar acción con este trámite en el caso de ser estudiante y residir en la ciudad durante lo que dure el curso académico. Asimismo, al finalizar este periodo se debe facilitar el documento de baja de empadronamiento de la dirección aportada en el Ayuntamiento. 

  • Domicilio a efectos de notificación

Siguiendo esta línea, puedes dar los datos de tu nuevo alquiler de temporada a efectos de notificación. De esta forma continuarás recibiendo correo y paquetería pero, para tramitar el contrato de arrendamiento temporal será necesario que facilites la dirección de tu domicilio habitual. Esto es obligatorio para realizar el arrendamiento de temporada. 

  • Superficie total / superficie útil

Por último, hemos incluido estos dos conceptos que también pueden dar lugar a confusión, especialmente, para quien alquila por primera vez. La primera, también es conocida como la superficie construida y hace referencia al total del suelo del inmueble en cuestión. Por contra, la superficie útil mide la superficie del suelo de cada estancia/espacio del inmueble. En el contrato de alquiler de temporada encontrarás esta información, así como la referencia catastral de la vivienda.

 

infografía conceptos más utilizados en el contrato de alquiler de temporada

3. ¿Qué preguntas suelen surgir en relación a estos términos usuales en el contrato de alquiler de temporada?

  • Obligaciones de ambas partes

Una de las cuestiones que crea más dudas es acerca del mantenimiento de la vivienda. Por ejemplo, qué debe arreglar la parte arrendataria y qué desperfectos asume la persona que arrienda. Todas y cada una de las obligaciones de cada parte quedan estipuladas en el contrato, por lo que es otra de las cláusulas que no debes pasar por alto al momento de firmar el contrato de alquiler de temporada. 

  • Cantidad que debe entregarse como fianza o depósito

Es esencial conocer desde el principio qué cantidad deberás facilitar como fianza o depósito y asegurarte que esta cantidad es la que aparece en el contrato de alquiler de temporada de tu alojamiento. Como te explicamos al principio de este artículo, lo ideal es que la parte arrendadora te facilite un justificante de la entrega de esta cantidad.

  • Cómo expresar mi deseo de resolver el contrato

Recapitulando con una de las explicaciones que habrás visto más arriba, es altamente recomendable notificar cualquier cambio o decisión importante referente a tu alquiler temporal por escrito a través de correo electrónico. Haz saber a la parte arrendadora tu deseo de resolver el contrato (si puedes, hazlo con tiempo suficiente, aunque en el contrato verás las condiciones temporales en las que deberás hacerlo). De esta forma quedará constancia y evitarás posibles inconvenientes o penalizaciones por avisar a última hora. ¡Mejor curarse en salud!

 

  • Para concluir…

Hemos querido que este post complementara el anterior artículo (¿Qué debe aparecer en un contrato de alquiler de temporada?). En esta ocasión nos hemos centrado en los términos más utilizados en un contrato de alquiler de temporada para que, llegado el momento, no pases un mal rato por no conocer el significado de algunas palabras. Estas son algunas de las más habituales en este tipo de documento. Además, hemos aprovechado para explicarte cuáles son las preguntas más frecuentes al inicio de interesarte por un alojamiento de temporada y, por último, hemos añadido unos cuantos temas derivados de los conceptos que encontrarás en el contrato. Para que tengas toda la información posible y sepas qué esperar de este proceso. Por último, si deseas ampliar información, puedes revisar otro de nuestros posts sobre cómo funcionan los alquileres temporales

¿Te ha ayudado a disipar tus dudas de cara a reservar alojamiento temporal en Valencia? Si es así puedes ayudar a que otras personas conozcan esta valiosa información, compartiendo el post en tus redes sociales. 

Gracias por tu tiempo.

0 Comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

CONTACTA CON NOSOTROS

No estamos disponibles ahora, pero puedes mandarnos un mensaje y te responderemos lo antes posible.

Enviando
error: Este contenido es propiedad de Valenvi Flats

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?